Argélion le Caigüt, Maestre de los jueces de espada

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Argélion le Caigüt, Maestre de los jueces de espada

Mensaje  Admin el Sáb Abr 05, 2008 9:45 am

Nombre: Argélion le Caigüt
Raza: Humano
Sexo: Varón
Edad: 17 años
Altura: 1’85 m.
Peso: 75 Kg.

Descripción física: Argélion luce un pelo negro como el azabache, largo hasta los hombros, y que desde hace unos cuantos años no ha cortado ni una sola vez, por lo tanto cada vez va aumentando su longitud. Sus ojos, de un verde apagado, carecen de expresividad en la mayoría de ocasiones, lo cual le da un aspecto reflexivo y temible, siendo esta última característica acrecentada por las ojeras que remarcan sus ojos.
Su complexión es atlética, de músculos bien moldeados, sin llegar a ser ni mucho menos abultados.
Descripción psicológica: Argélion siempre ha sido despierto y observador, muy reflexivo en cuanto a lo que mueve a actuar al resto de personas. Es muy reservado acerca de lo que hay en su cabeza, siendo él el único que sabe lo que hay en su cabeza.

Historia: Argélion fue abandonado en el templo de furgôth donde se reconoció su potencial como miembro de la orden, desde que tubo edad de ser enseñado, Argélion aprendió a leer en el monasterio y tras ello los monjes comenzaron a instruirlo en el uso de la magia, a los ocho años empezó a compaginar las clases de hechicería con rudimentos de esgrima que aprendían todos los monjes de su orden gemela, los Jueces de espada.
Pese que Argélion nunca destaco especialmente como conjurador, su capacidad como espadachín quedo patente para su maestro Dharon, el cual hizo petición de su ingreso en la orden de los Jueces de espada. Los miembros de la orden, aceptaron siempre y cuando terminara su entrenamiento, ya que pese a que sus poderes como conjurador no eran nada destacado, este era un recurso más escaso que un espadachín. Con 12 años su entrenamiento básico, momento en el cual acepto de buena gana ser miembro de los Jueces de espada.
Una vez en dicha orden, tubo que enfrentarse a un gran retraso en el manejo de la espada exigido por sus maestros, y no fue hasta el año posterior en que consiguió equipararse a las clases en lo que el considero un lento avance, y que sus maestros en secreto consideraban imposible. Dharon convencido de sus cualidades, era casi como un padre para el joven, que por aquella época era ya reservado y brillante, incluso antes de que lo conociera, y en él encontró un ejemplo y amigo.
Con 15 años, siendo ya el miembro activo más grande en completar el entrenamiento, comenzaron sus episodios, diversos e impredecibles ataques de dolor sin motivo alguno, tan extremo que llego a desmayarse en varias ocasiones, también, y por algún motivo inexplicable, no lograba concebir el sueño la mayoría de noches, las cuales se dedicaba a contemplar la quietud de la noche.
Tras toda una vida de meditación y entrenamiento, Argélion, con 17 años, era el más diestro espadachín de la orden de los Jueces de espada, además de gran estratega y un competente conjurador. Motivos, aparte de su gran diligencia, que hicieron que los Jueces de espada botaran su ascenso a Gran maestre de la orden tras la muerte de Garius, que sucumbió a los estragos de la edad, todavía fuerte y capaz de empuñar una espada. Lo cual le convierte en el Gran maestre mas joven de todos, aunque debido a su enfermedad, comienza a temerse su inminente muerte.

Posesiones:

Uniforme de los jueces de espada: El uniforme estándar de los jueces de espada se compone de una camisa interior con capucha de lino rojo extremadamente oscuro, sobre el cual queda un jubón de cuero negro sin mangas, provisto de unos brazaletes también de cuero oscuro. Los pantalones también son de lino teñido de rojo sangre, con unas grevas de cuero negro y botas de sendo material.
Armadura de placas y mallas:Una armadura estándar que los jueces de espadas llevan en caso de ser llamados a la batalla.
Grito y Silencio:Dos espadas largas echas por los mejores herreros del reino para ser enviadas a los jueces de espadas, que dan gran importancia a sus armas, rechazando aquellas que consideran de mala calidad.
Pugna:Un poderoso Mandoble, venido de la misma fragua que Grito y Silencio, junto con estas son las armas reglamentarias de los jueces de espada.
Tiniebla: Daga oculta en un brazalete dentro de la manga del uniforme de juez de espadas de Argélion, suele usarla en momentos de cuerpo a cuerpo.
Ocaso: Joven purasangre de negra estampa y blanca crin, veloz como pocos, y habituado a las largas carreras.

Monedas de oro:3
Monedas de plata:6
Monedas de cobre: 27

Conjuros conocidos:

Deslumbrar: Conjuro menor que convoca una luz cegadora frente al conjurador, que ciega durante un corto periodo de tiempo. Se convoca en un turno.
Detectar magia: Conjuro menor que permite saber que gente es afín a la magia, así como si un objeto o persona esta encantada. Se convoca en un turno.
Ver lo oculto: Conjuro menor que permite a el conjurador ver claramente, independientemente de los factores atenuantes. Se convoca en un turno.
Niebla de obscurecimiento: Conjuro de poder variable que convoca una espesa niebla que cubre la distancia deseada, proporcional al poder consumido. Al convocarse la niebla comienza a surgir de un punto y a extenderse durante otros tantos turnos dependiendo de la distancia.
Fuego purificador: Conjuro de intensidad variable que crea una llama blanca en las manos del convocador, que al tocar a alguien herido acelera su regeneración y expulsa enfermedades y venenos de su organismo. La curación es prolongada, en casos como cortes leves vasta con una exposición de unos minutos, siendo necesaria para los más graves horas, y para roturas de hueso días, así como semanas para daños en los órganos internos.
Viento susurrante: Conjuro de poder dependiente de la distancia a la cual se envía un mensaje que solo la persona deseada puede escuchar, se convoca en un turno.
Disipar magia: Conjuro de poder variable al hechizo a deshacer, funciona con aquellos encantamientos que afecten a una persona, animal u objeto, no a los ofensivos. Se convoca en un turno.
Esfera flamígera: Conjuro intermedio que hace brotar fuego coherente de las manos de conjurador y que pude ser lanzado en la dirección deseada a gran velocidad. Se convoca en un turno y la esfera se lanza en el siguiente.
Espada flamígera: Conjuro intermedio que hace prender una espada en llamas sin que esta resulte quemada. Se convoca en un turno.
Don de lenguas: Conjuro intermedio que permite hablar y entender cualquier idioma hablado u escrito, se convoca en un turno.
Fuego divino: Conjuro mayor que concentra energía en la palma de la mano durante dos turnos, para al siguiente turno tocar el suelo, lo cual crea una área donde estallan unas llamas blancas que solo dañan a aquellos que quiera el conjurador. Dichas llamas son consideradas como tal, pero además dañan especialmente a los muertos vivientes y otras criaturas malignas.
avatar
Admin
Admin

Cantidad de envíos : 22
Fecha de inscripción : 01/04/2008

Ver perfil de usuario http://lurak.foroespana.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.